Los ojos del mundo puestos en Chile: una semana decisiva

Durante esta semana decisiva, en la revista Entrelíneas hemos evidenciado en nuestra pauta, una serie de temáticas diversas de constante cuestionamiento en el país. Un momento histórico marcado por fuertes sentimientos y decisiones, además de tensiones que buscan destrabar procesos que empezaron con el Estallido Social y que este domingo culminan.

Durante esta semana se vive un momento histórico en el país; se decidirá durante el día domingo si se aprueba o rechaza una nueva Constitución. Este proceso no ha sido fácil, tampoco desconocido para quienes habitan el territorio. 

Las recientes campañas entre apruebo y rechazo, han llevado a flote lo último de la política en la dimensión de captar votantes. Han llevado al máximo los esfuerzos, también se han evidenciado errores. Las pautas han sido tan diversas como las narrativas vistas en los medios de comunicación. 

Hoy Chile se mueve en un terreno difuso y ambiguo, pero a su vez lleno de cambios que pueden abrir nuevos horizontes. Con esos sentimientos atravesando el proceso político del país, los ánimos se han tensado.

Tanto así, que se han cuestionado viejas costumbres como el rodeo, a propósito de la campaña del Rechazo y manifestación que terminó con heridos graves. También, han surgido duras críticas al movimiento tras el apruebo, siendo una semana cargada por las tendencias en redes sociales.

Al parecer la balanza de la sociedad civil tiene una postura clara; pero aún así la incertidumbre entre encuestas nunca precisas, abunda. Sin embargo, también abundan las propuestas validadas desde los sectores populares.

Entre ellas, más mujeres en cargos de poder, también en el área tecnológica. El movimiento de mujeres ha sido un pilar clave en la bancada del apruebo: “primera vez que se habla de derechos de las mujeres en la Constitución”, dicen las voceras del Movimiento 8 de marzo.

La economía, una temática muchas veces olvidada, ha tocado también profundamente a las regiones, además de en la capacidad presupuestaria de los hogares. Se evidencia claramente que en las próximas fiestas patrias, será una coyuntura tomada en cuenta. 

¿Qué es lo que queda en un país de cambios rápidos y profundos? Al final, solo queda confiar en la voz de la democracia. Considerando que las próximas elecciones contarán con el padrón electoral más amplio en décadas.

A ciencia cierta la única certeza es que será la representación la que guiará el futuro del país. Uno donde el medioambiente y el cuidado por los bosques, los derechos de los niños/as y las mujeres, además del desprendimiento de viejas tradiciones, pareciera ser la voz más amplia de la esperanza.

Valentina Luza Carrión
Estudiante de cuarto año de periodismo Udec. Nortina. 22 años.
Top